Monday, December 28, 2009

Inocente palomita.

En un 28 de diciembre, pero de mil novecientos quien sabe de que año, me dirigía con mi amigo G a la terminal de autobuses con destino a nuestros pueblos. Salíamos del trabajo y decidimos tomar un taxi.

El se fue adelante y yo, obvio me senté en la parte posterior. No fue sino hasta que nos tendríamos que bajar del taxi, ya casi en nuestro destino final, cuando me percaté de que había una billetera en el asiento aparentemente olvidada.

Cielos!... ¿pobre de quien la haya perdido?, pero por otro lado,… ¿y si Diosito por algo me la estaba mandando?, no esta bien pero…, achhhhh ¿la tomo…, o no la tomo?, ¿la tomo…, o no la tomo?, ¿la tomo…, o no la tomo?, íngezu: la tomo.

Pos no, Diosito no me la estaba mandando: había sido el taxista que jugaba una broma a todos sus pasajeros en este día. La billetera estaba bien amarrada y al momento que te querías bajar con ella parecía decir esta: “eeeepa, a donde vas conmigo?”

Obvio caí redondo y con eso tuve para que G se riera de mi un buen tiempo.


“Inocente palomita que te dejaste engañar”

13 comments:

Miguelo said...

jejeje pues esta bien la broma

Javier said...

muchas personas cayeron... pues esa fue una buena broma!

malhechecito said...

Hubieras roto los amarres y correr juerte je je je, igual y no tenia nada adentro.
Un saludo

elbibis said...

En alguna parte vi que pegaron una o varias monedas al piso... si vieras cuánta gente se agacha a intentar levantarlas, y los que las pusieron, muertos de la risa...

Carlos said...

aaa que genial jaja ese tipo d ebromas son la onda jaja, caray me recordaste una vez que iba en taxi jaja puras incomodidadscon los choferes :S jaja

Saludoootes

casacelis said...

Ya te imaginaras el bochorno Miguelo.

Feliz año nuevo!

casacelis said...

Yo caí Javier, redondito.

=)

Feliz año amigo!

casacelis said...

ja, ja, ja...

Desde ahora, cada 28 de diciembre cargo tijeras y navaja para lo que haya que cortar.

=)

Abrazos!

casacelis said...

Me lo imagino elbibis y esque, basya acordarme de mi amigo... no me la acababa.

Abrazos!

casacelis said...

Haber haber Carlos,

Cuantanos tu anegdota.

=)

Abrazos amigo!

Jaime Rivera said...

Hombre, qué vergüenza... Yo creo que yo también la habría agarrado, jajajaja. Qué bueno que no me hicieron la broma a mí.

casacelis said...

Ya te imaginaras Jaime,

Es la hora que me acuerdo y pena me da.

Abrazos!

wisho said...

hahahahaha!; no manches!; en serio si te paso eso?; hahahahahaha!
che' taxista!
hahahahaha!